No esperes

Cuando la gente recuerda lo que de su vida ha sido, se refleja en sus rostros una frase triste y vacía: «Si yo hubiera…». Sin embargo, aún es tiempo. Piensa que HOY es el primer día del resto de tu vida.

No esperes a perder algo para darte cuenta de lo que tuviste. Voltea a tu alrededor y ve el valor de todo lo que posees.

No esperes a estar derrotado y lucha por el triunfo. Mientras más tiempo dejes pasar, más trabajo te costará alcanzarlo.

Ya no esperes, mira que el tiempo corre y de ti depende convertir los minutos de tu vida en escalones que te lleven a la cima.

No esperes a estar hasta abajo para intentar levantarte. Piensa cuantas cosas importantes has dejado de hacer por creer que después habrá tiempo. Seguramente se han quedado en tu pensamiento.

Entonces, piénsalo, y no esperes a estar a un paso de la muerte para desear, pues únicamente tienes seguro el tiempo que estas viviendo AHORA.

Aprovéchalo, ¡VÍVELO!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.