911

En algunos países avanzados el servicio de emergencia 911 es todo un arte. Todo lo que necesitas hacer es sólo marcar el 911 y estarás conectado en el acto con un operador.

Frente al operador está una pantalla que refleja el número que marcó, la dirección de su casa y su nombre. La llamada está ligada con el departamento de policía, el departamento de bomberos y los paramédicos.

Casi no tienes que decir nada. Si no puedes hablar porque te tienen amenazado o estás fuera de control porque un ser querido sufrió un ataque al corazón, no hay problema. El operador no necesita que des detalles. Ya con sólo llamar, estará en camino la ayuda necesaria.

Así es la oración: es una línea de emergencia. Sólo conéctate con el Creador. Si no puedes hablar porque estás quebrantado, ni siquiera tienes que dar detalles. Ya el operador celestial recibió la llamada y tienen tu nombre, tu dirección y un servicio secreto de investigación que conoce los detalles. No te angusties. Ya la ayuda está en camino. Espera en Él… y Él obrará.

Leith Anderson

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.