Ayuda de los padres en la virtud de los hijos

El tener padres virtuosos y temerosos de Dios me bastara, si yo no fuera tan ruin, con lo que el Señor me favorecía, para ser buena.

Era mi padre aficionado a leer buenos libros y así los tenía de romance para que leyesen sus hijos. Esto, con el cuidado que mi madre tenía de hacernos rezar y ponernos en ser devotos de nuestra Señora y de algunos santos, comenzó a despertarme de edad, a mi parecer, de seis o siete años.

Ayudábame no ver en mis padres favor sino para la virtud. Tenían muchas.

Del libro «Libro de la Vida», de Santa Teresa de Ávila

2 comentarios en “Ayuda de los padres en la virtud de los hijos

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.